marzo 26, 2007

El pasado que es presente

Dicen en el PP que la guerra de Irak es el pasado y que De Juana Chaos es el presente, a ésto contesta José Blanco (TV1, 59 segundos 21/3/07) que “la vivienda subía en los tiempos del PP por encima del 10% y que ahora solo sube por debajo de dos dígitos…”; los unos nos metieron en la guerra de Irak que nos hizo sufrir en carnes propias las represalias del terrorismo islamista, los otros pretenden acabar, ellos solos, con el terrorismo nacional elevando a los terroristas de ETA y su entorno a la categoría de ciudadanos dialogantes y merecedores de trato de favor.


Nos envuelve un debate viciado y engañoso entre gobierno y oposición que viene a patentar la cronificación de la práctica de la política-ficción en que se mueve la clase política española, más ficción que política pues consigue crear un problema allí donde no existe - No tenemos evidencia de que Navarra se vaya a anexionar al País Vasco - y no soluciona ninguno allí donde los ciudadanos esperamos que los poderes públicos contemplen nuestras necesidades y respondan con medidas eficaces a la tarea de construcción permanente de una sociedad de progreso e integradora contra una sociedad de guetos que puede desarrollarse por enquistamiento de tareas sin resolver, tales como la vivienda, la inmigración, la desigualdad de oportunidades entre unos ciudadanos y otros por la descapitalización política y económica del Estado a favor de las camarillas gobernantes de las CC.AA. más proclives a consolidar su poder - véase proliferación de nuevos estatutos que el ciudadano no demanda ni respalda- que a trabajar conjuntamente para afrontar, por poner un ejemplo, la repercusión económica y política que el cambio climático exige y que entre otras cosas pasa por la elaboración de un plan energético nacional que contemple la producción de energía alternativa a la producida por los combustibles fósiles.

Pero no hay canal para la transmisión de la cordura, cuando se habla de la vivienda se parcializa el debate y se deriva a cuánto más ha hecho el PSOE que el PP pero ni una palabra sobre un plan que universalice la vivienda asequible para los ya no tan jóvenes que no tienen acceso a una vivienda ni de alquiler ni de compra. Cuando se habla de terrorismo solo importa quién se tiene que poner la medalla si ETA deja de matar.

Cuando se habla de inmigración colean los fantasmas de racismo (que no se quieren abordar abiertamente), se ocultan las dificultades que encuentran por ejemplo en Cataluña, a causa del monolingüismo y se echa mano de parciales estadísticas para explicar en tantos por ciento -que son papel mojado- una situación sostenible cuando no “envidiable” mientras todos nos encontramos en la vida diaria - aquella que no recogen las estadísticas- con situaciones de tremendo desarraigo y desamparo.

El pasado es presente, el dolor de la guerra de Irak, el dolor del 11M , el sabor amargo de ver a De Juana vivir alegremente sobre nuestros muertos, la estulticia de nuestros políticos son presente y amenazan con ser también futuro si de la ciudadanía no prosperan iniciativas alternativas que puedan oponer la realidad a las infravisiones de la partitocracia que nos acosa.

Ciudadanos-Partido de la Ciudadanía se presentará a las elecciones generales de 2008, es necesario que los ciudadanos se adhieran a esta iniciativa y la hagan crecer para detener el proceso abierto por nuestros políticos hacia la locura colectiva.

Carmen C.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

El hartazgo ciudadano tiene que saber captarlo con inteligencia ciutadans y , como previsiblemente esto va a continuar así hasta las generales, empezar a hacer oír su mensaje de cordura sin concesiones. No hay que temer ser "equidistantes": entre las oleadas de banderas y de catastrofismo y los coqueteos con los desleales nacionalistas, Ciutadans ha de ser la voz del coraje.

jordi dijo...

agree!!!!!!!!

Anónimo dijo...

Carmen: qué triste y qué cosa, que dice Silvio Rodríguez, qué triste pero qué razón en todo. Seguiremos en la brecha, en Ciutadans y ailleurs.
María